Transición energética

El uso de la bomba de calor es clave en las políticas de descarbonización

Descarbonización.
aelēc y AFEC

12La crisis por el COVID-19 está poniendo de relevancia la necesidad de realizar ciertos cambios en la sociedad para mejorar la calidad de vida de las personas y contribuir a obtener entornos más saludables. La Asociación de Empresas de Energía Eléctrica  (aelēc) y la Asociación de Fabricantes de Equipos de Climatización  (AFEC) se han unido para impulsar el uso de la la bomba de calor para avanzar en la transición energética hacia la descarbonización de nuestra sociedad.

Han firmado un acuerdo de colaboración para la promoción y difusión de esta solución tecnológica por su contribución a la eficiencia energética y la utilización de fuentes renovables.

En ese sentido, el proceso de reactivación económica que comienza ahora debe tener en cuenta los compromisos previamente adquiridos y perseguir cumplir los objetivos planteados en el Pacto Verde Europeo y el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC).

Para lograr descarbonizar la sociedad en la transición energética, se requiere de un aumento de la electrificación de la economía, especialmente en sectores de gran consumo energético, como el transporte, la industria y la edificación. En este último sector, una solución que proporciona calefacción, refrigeración y/o agua caliente sanitaria, como la bomba de calor, permite mejorar la calidad de vida de forma eficiente y sostenible, proporcionando confort y fiabilidad.

El acuerdo recoge el interés de ambas asociaciones por desarrollar proyectos de colaboración conjuntos; compartir sinergias e información; así como coordinar actuaciones de análisis, estudio, difusión y promoción de la bomba de calor.

La directora general de aelēc, Paloma Sevilla, ha incidido en que “la electrificación de sectores de gran consumo energético es fundamental para alcanzar los objetivos de la transición energética. La introducción de la bomba de calor, permitirá avanzar en la eficiencia energética, sin olvidar que esta actividad intensiva en mano de obra contribuirá a la recuperación económica generando empleo de calidad”.

Por su parte, Pilar Budí, directora general y secretaria general de AFEC, ha destacado que: “La bomba de calor es clave en las políticas de descarbonización, a la vez que ayuda a la consecución de los objetivos europeos relativos a: eficiencia energética, uso de energía procedente de fuentes renovables y reducción de emisiones de CO2. Esta tecnología, además, tiene un gran protagonismo en la electrificación del sistema y en la reducción gradual del uso de combustibles fósiles, contribuyendo a la sostenibilidad”.